La tercera presidencia de Peron

Compartir con...

En las elecciones del 23 de septiembre Perón ganó con el 62 % de los votos contra el candidato radical Ricardo Asumió su tercera presidencia el 12 de octubre de 1973, siendo su esposa María Estela Martínez de Perón su vicepresidenta.

Violencia política entre 1973 y 1976

En este punto, el peronismo se dividia en dos facciones internas que peleaban violentamente por el poder:

  • Derecha: la corriente de la ortodoxia peronista, representada por los gobernadores y sindicalistas. Su brazo armado era la Triple A.
  • Izquierda: la corriente denominada «La Tendencia», representada por el JP, Montoneros y las FAR.
La tercera presidencia de peron

El 25 de septiembre del 73, dos dias despues del triunfo de Peron, Montoneros asesino al Secretario General de la CGT, José Ignacio Rucci, desafiando a Juan Domingo Peron. (Operación Traviata)

Este asesinato es muy dificil, aun en la logica de Montoneros, dentro de la interna del peronismo.

Continuar con los asesinatos, atentados y secuestros, en el contexto de un gobierno del PJ, elegido mayoritariamente por la ciudadania, lo expone como una rama del peronismo, claramente antidemocrática.

«Desgraciadamente, terminamos (en 1973) con un Gobierno que fue elegido por un porcentaje de votos enorme, que buscaba parar el caos y la violencia, y a los dos o tres días de ser elegido Perón, lo matan a (José Ignacio) Rucci. Después Montoneros podrá discutir si la conducción había dado esa orden (de matar a Rucci), o si fue el ‘grupo Sabino’, pero eso ocurrió. Se buscó el voto de la gente y cuando la gente votó, no se respetó su voto. Se lo desconsideraba»

Graciela Fernández Meijide

Seguidamente, el 19 de enero de 1974, el ERP (Ejército Revolucionario del Pueblo) decidió asaltar el cuartel de Azul, la unidad militar mejor armada del país. El objetivo era conseguir armamentos para pertrechar a su guerrilla rural que comenzaba a gestar. El jefe de la operación era Enrique Gorriarán Merlo.

Perón elige a la Ortodoxia

El 1º de Mayo de 1974, en Plaza de Mayo fue un hecho importante dentro de la historia de este período porque marcó la ruptura entre Montoneros y su líder.

Estos se congregaron en el acto entonando consignas contrarias a Isabel y López Rega. Perón los criticó duramente, tratandolos de infiltrados, estúpidos e imberbes, y manifestó su respaldo a los sindicatos.

María Estela Martinez de Perón. Isabel. Isabelita.

El 1º de julio de 1974 se produce el fallecimiento de Juan Domingo Perón, asumiendo la vicepresidenta, su viuda, María Estela Martinez de Perón, la presidencia de la nación.

La muerte de Perón agudizo el vacío de poder y la pérdida de eficacia de las políticas de gobierno, en especial las económicas.

Isabelita recibia muchisima influencia del Secretario Personal de su marido, el ex comisario de la Federal, José López Rega. Claramente no estaba preparada para manejar una crisis de semejante magnitud.

El 6 de septiembre de 1974 en el que Mario Firmenich, escoltado por los líderes de las organizaciones de superficie montoneras, entre ellos Dante Gullo, anunciaba al país que la organización volvería a la lucha armada desde la clandestinidad.

El secuestro de los hermanos Born

Se trataba de la formalización discursiva de un hecho que, en la práctica, ya se registraba desde hacía rato. En efecto, Montoneros nunca abandonó el camino de las armas. En algún momento intentó complementarlo con acción política legal, pero jamás dejaron de pensar en términos de guerrilla urbana.

El 19 de septiembre de 1974, Montoneros secuestró a los hermanos Juan y Jorge Born, después de diez meses de cautiverio, obtuvieron por su rescate la suma de 60 millones de dólares de la época, equivalentes a unos 260 millones de dólares actuales.

Mientras tanto, la guerra entre Montoneros y la Triple A −manejada por Lopez Rega− estaba al rojo vivo. Matanzas de uno y otro lado eran noticia de todos los días. La sociedad civil sufría los coletazos de esta guerra y se transformaba en blanco de la guerrilla.

Intervenciones Provinciales

A fines de 1974 varios gobernadores fueron acusados de infiltrados y destituidos a instancias de la dirigencia sindical.

Habían intervenido y destituido a Alberto Martínez Vaca en Mendoza, a Jorge Cepernic en Santa Cruz (este había mandado un proyecto de ley a la legislatura provincial, que planteaba la expropiación de tierras a la corona británica), Miguel Ragone en Salta (quien fuera desaparecido posteriormente al golpe de estado).

Operativo Independencia

En medio de este caos social, en la provincia de Tucumán, desde principios de la decada del 70, tanto el ERP como Montoneros, se infiltraron en la provincia, para intentar generar un movimiento revolucionario que les permitiera llegar al poder, al estilo de la revolución cubana.

Para contrarrestar esta realidad, el Poder ejecutivo puso en marcha el Operativo Independencia, que  se refiere a la actuación ordenada el 5 de febrero de 1975 por el Decreto N.º 261/75 del gobierno constitucional de María Estela Martínez de Perón, al Ejército Argentino y la Fuerza Aérea Argentina, para «neutralizar y/o aniquilar» el accionar de lo que se definía como «elementos subversivos» en la Provincia de Tucumán.

La instauración de una guerrilla rural en Tucumán (que solo contaba con cuadros propios y no tenía demasiado apoyo entre los campesinos y obreros rurales), los colocó en el centro de un conflicto armado, al tiempo que mostró que esos hechos solo servirían a quienes querían derrocar a Perón y, posteriormente, a Isabel Perón.

La huida de Lopez Rega

José López Rega fue un político argentino, conocido por su influencia sobre Juan Domingo Perón y su esposa. Apodado “El Brujo” por sus adversarios, debido a su afinidad al esoterismo ocupó el cargo de Ministro de Bienestar Social durante los gobiernos de Héctor J. Cámpora, Raúl Alberto Lastiri, Juan Domingo Perón e Isabel Martínez.

Como ministro de Bienestar Social, enquistado en la Casa de Gobierno, el plan de López Rega era aguardar la muerte de Perón y manejar a su antojo a su viuda, sobre la que ejercía una enorme influencia.

Luego del fracaso del plan económico conocido como Rodrigazo, llevado adelante por el Ministro de economia y su amigo, Celestino Rodrigo, en el amanecer del sábado 19 de julio de 1975, escuadrones de granaderos rodearon la custodia y la desarmaron.

Las armas —escopetas, pistolas automáticas, ametralladoras, granadas— conformaron una montaña en el jardín de la residencia presidencial.

Isabel supuso que se trataba de un golpe de Estado, pero la legalidad se mantuvo. Los ministros pudieron entrar en la residencia y, apoyados por los tres comandantes, le dieron un ultimátum a la Presidenta: no había más margen para que López Rega permaneciera en Olivos ni en el país. Isabel aceptó.

Esa misma noche, desde la base militar de Aeroparque, López Rega se fue del país. Un decreto redactado con urgencia lo acreditaba como embajador plenipotenciario. Se lo alcanzaron al pie del avión.

Estuvo prófugo durante once años, vagó por Europa y halló refugio en Estados Unidos y en Bahamas, bajo protección y vigilancia del FBI, lo que alimentó siempre las sospechas que lo señalaron como informante del embajador estadounidense en Madrid durante el exilio de Perón, Robert Hill, al que Richard Nixon designó en Buenos Aires ni bien Perón retornó Perón al país.

Cómo pudo ser que un personaje entre payasesco y siniestro, se adueñara del poder en el país.

La Licencia de Isabelita

La tercera presidencia de Peron

 El 13 de septiembre de 1975 la presidente Isabel Perón inició un período de licencia de poco más de un mes. Asume Italo Luder, el presidente del Senado. Luder se entrevista con Balbín apenas asume la Presidencia. El líder de la UCR le pide adelantar las elecciones a fines de 1976, con el acuerdo de Oscar Allende, presidente del PI.

Sin embargo el PJ no acepta el ofrecimiento debido al caos y al vacio de poder en el ejecutivo, luego de la muerte de Peron.

El 5 de octubre,  Montoneros ataca el Regimiento de Infantería de Monte 29 en Formosa. Mueren unas treinta personas, en su mayoría, guerrilleros. El accionar de la guerrilla se enmarca en su forma de intentar llegar al poder.

Luder recuerda:

“Mientras fui presidente interino, intenté generar expectativas institucionales, señalando que íbamos a adelantar las elecciones. Recuerdo que Ricardo Balbín (líder radical de aquel entonces) me dio todo su respaldo. Esa medida desarmaba el marco de maniobra de los golpistas. Pero todas las posibilidades estaban obstruidas por la insistencia de María Estela (Isabel Perón) de permanecer en sus funciones”

Luder (Clarín, 24 de marzo de 1996).

Monte Chingolo y el Ultimatum

El ERP, atacaría el cuartel de Monte Chingolo, para conseguir armamento y demostrar poder. El mismo fue repelido por las Fuerzas Armadas. Como consecuencia de este intento de toma, se produjeron decenas de muertos guerrilleros, soldados y civiles.

Los militares se reunieron con los políticos intimandolos a que encuentren una solucion politica al descontrol institucional antes de 90 días. La UCR convoco a una coalición para desplazar a Isabel pero no lo logro, el Golpe no sorprendió a nadie.

Politica económica de la tercera presidencia de Peron

El Pacto Social

El pacto social de Gelbart comenzo en el gobierno de Campora, para extenderse durante un tiempo de la tercera presidencia de Peron.

El Pacto Social entre trabajadores, empresarios y el estado permitió fijar precios máximos, pero esto resulto ineficaz ya que continuó el proceso inflacionario con la secuela de desabastecimiento y mercado negro.

Estallaron así varios conflictos por lo que Perón decidió convocar a una paritaria nacional, pero tampoco esto fue una solución.

Sin lugar a dudas se trata de un gobierno que buscó la protección nacional de la producción y del trabajo, frenar la inversión
extranjera que había crecido exponencialmente en los años anteriores y fortalecer el consumo interno, aumentando la intervención del estado en la economía, pero esta intervención no era aun suficiente para La Tendencia.

En octubre del ´74, presionado por los conflictos distributivos, la creciente crisis de la balanza de pagos (fruto de una política de tipo de cambio retrasado que buscaba evitar una mayor alza de precios, y que alentaba las importaciones y la especulación financiera), y las presiones del agro contra un proyecto de ley que pretendía combatir la tenencia improductiva de tierras, Gelbard renuncio.

Gomez Morales

Alfredo Gómez Morales, había sido pieza clave en el primer gobierno de Perón, había sido Ministro de Economía desde 1952 a 1955, también había sido Presidente del Banco Central en 1949, podemos decir que era un hombre del riñón de Perón, que antes de ser nombrado por Isabel Perón, había estado nuevamente en el Banco Central nombrado por Campora y sostenido luego por Perón.

El recambio del Ministro de Economía respondía al Lópezrreguismo, a la necesidad de ir dominando la totalidad del aparato gubernamental.

Celestino Rodrigo

Los malos resultados económicos e intentos de estabilizar la situación fallidos, darán lugar al recambio de Gómez Morales. Dando paso a el nuevo Ministro Celestino Rodrigo, un exponente de la ortodoxia económica, y un exponente del grupo sobre el cual se recostó Isabel Perón, el Lópezrreguismo.

El plan económico de Rodrigo consistía en la aplicación de una política destinada a desacelerar la inflación y, supuestamente, estimular la inversión mediante el aumento de rentabilidad.

Rodrigo devaluó en un 100%- las tarifas públicas y los precios de los combustibles, que ascendieron un175% en el caso de la nafta

El plan económico planteado por el equipo económico encabezado por Rodrigo, fue una política de shock, con una fuerte devalución, sin un contexto de credibilidad, ni un plan integral. Por lo cual, obviamente, fracaso.

Antonio Cafiero

El 15 de agosto fue nombrado como nuevo Ministro de economia, Antonio Cafiero. como alguien moderado, que provenía de la
política, e intentó retomar el camino acuerdista entre empresarios y sindicalistas.

Si bien contaba con el apoyo de ambos sectores, retornar a la concertación no sería para nada fácil.

Así las cosas, el plan económico que había pensado Cafiero no se concretaba, y los problemas seguían siendo los mismos: la balanza comercial, la inflación y los vencimientos de deudas. Fue así que en su mandato Cafiero recurre a negociaciones con el FMI, por un crédito Stand By, por primera vez un gobierno peronista recurría a Fondo Monetario Internacional.

Emilio Mondelli

La corrupción sería un nuevo caballito de batalla, se hablaba de unos fondos millonarios que había recibido una fundación que manejaba López Rega y se sumaba un caso en Aerolíneas Argentinas con la compra de un avión.

Sin mucho que poder hacer y ya sin respaldo Cafiero renuncia y asume Emilio Mondelli el 3 de febrero de 1976, sería el sexto
Ministro de Economía del Isabel Perón en 19 meses.

Éste pensaba imponer un plan similar al de Rodrigo, pero en definitiva no podrá desarrollar ningún plan con el golpe de estado al caer y la situación política al rojo vivo.

Video sobre la Economía durante la tercera presidencia de Peron

Por distinas causas que te explico en el video, llego a su fin, producto en parte preponderante de la inestabilidad politica.

Veamos las politicas economicas del tercer gobierno de Peron, en particular:

Esto termino con la hiperinflación de febrero del 76.

Si te gustó o te quedo alguna duda deja tu inquietud en la casilla de comentarios.

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Posts Relacionados