Comercio Internacional: El Swap Chino

Compartir con...

El primer antecedente de Swap Chino en nuestras reservas, se remonta al 15 de abril del 2009, según el comunicado Nº 49.465 del BCRA, siendo presidente de la Nación Cristina Fernández de Kirchner.

Qué es el Swap?

El swap (que en inglés significa “intercambio”) es un mecanismo por el cual dos agentes se comprometen a intercambiar un monto de dinero en sus respectivas monedas por determinado plazo.

En el caso de Argentina, los firmantes son el Banco Central de la República Argentina (BCRA) y el Banco Popular de China (BPC) canjean pesos por yuanes.

Este mecanismo de sostenimiento del comercio internacional chino, lo creo el gobierno de ese pais, como parte de una estrategia para competir contra el dominio del dolar norteamericano.

De esta manera, los paises incorporan el monto de yuanes incluidos en el Swap, dentro de sus Reservas Brutas.

Como funciona el Swap

El gobierno local debe activar los swaps para pagar las importaciones que recibe del gigante asiático. Esta activación debe estar acordada entre los dos paises. No puede hacerse de manera unilateral.

A traves del uso de esta herramienta, se facilita el intercambio comercial entre los dos paises. En el caso de Argentina, el deficit comercial con China es en promedio de 10.000 millones de dolares al año. Si nuestro pais tiene dolares disponibles, paga con dolares norteamericanos, como lo ha hecho hasta mayo 2023.

El swap con China no tiene costo mientras se encuentre inactivo, ya que queda contabilizado dentro de las reservas internacionales del Banco Central y puede ser usado ante, por ejemplo, una situación de tensión cambiaria.

Para hacerlo efectivo, el BCRA debe notificar a su par chino, pero hay que tener en cuenta que activarlo tiene un costo equivalente a un Repo o a un préstamo. Por estos prestamos, China cobra una tasa de interes.

Condicionamientos

Luego de una negociacion en junio 2023, se han ampliado los swap bilaterales, auque se desconoce la tasa de interes que Argentina pagará por este nuevo préstamo, por un acuerdo de confidencialidad pedido expresamente por Beijing.

Según afirmaron los funcionarios argentinos, estos yuanes se pueden utilizar para pagar importaciones o para intervenir en el mercado cambiario. Aunque en los medios oficiales, como las publicaciones del BCRA, se indica que solo está habilitado el pago de importaciones.

El gobierno chino, tiene interes en Argentina, además de su superavit comerical, apunta a: el 5G, la hidrovía, el puerto en Tierra del Fuego, la compra de aviones de combate, el alineamiento global y una cuantas cosas más incluido cumplir el acuerdo con el FMI porque China es, junto a EEUU, Japón y Alemania, uno de los principales miembros de ese organismo internacional.

De hecho, la ampliación del swap quedó sujeta al cumplimiento del acuerdo con el FMI. Si se llega a caer el acuerdo con el FMI, se cae también este intercambio de monedas. «Somos miembros del FMI», indicaron los chinos.

Comercio Internacional con China

Mientras Argentina exporta materia prima al país asiatico, con poco valor agregado, con poco trabajo argentino, importamos productos manufacturados, con alta carga de mano de obra.

Importamos: máquinas, aparatos y material eléctrico y sus partes (26,0%); máquinas, aparatos y artefactos mecánicos (23,1%); productos químicos y orgánicos (12,6%); vehículos, automóviles, sus partes y accesorios (4,8%); y plástico y sus manufacturas (3,7%). 

Exportamos:  82,2%: semillas y frutos oleaginosos (36,9%); carnes y despojos comestibles (31,1%); cereales (14,0%).

El comercio bilateral con China tiene para nuestro país «un déficit estructural» debido -principalmente- a la diferencia en la estructura productiva y oferta exportable de ambos países. 

Tipo de cambio fijo en Argentina

En general, todos los países tienen problemas estructurales con respecto al comercio bilateral, lo cual es entendible y forma parte del capitalismo globalizado. Pero en Argentina se potencia el problema, por la falta de dolares en las reservas y el tipo de cambio oficial para las importaciones.

Como si fuera poco, al pagar las importaciones a un tipo de cambio oficial muy por debajo del valor real (Brecha 100% / Mayo 2023), Argentina a traves de este mecanismo, termina subvencionando la mano de obra china.

Ejemplo:

Pago un lapiz chino a u$s 2,00 cada uno. Si el Tipo de cambio es de $ 240, Argentina lo paga a $ 480 cada uno.

La realidad debería ser esos mismos u$s 2 al Tipo de cambio real de $ 500, con lo cual el lapiz se importa a $ 1.000.

Como hemos explicado, un tipo de cambio atrasado, perjudica a las exportaciones y favorece a las importaciones, generando a mediano plazo un deficit comercial, que disminuye las reservas o aumenta el endeudamiento.

Después, una vez activado el swap, el crédito puente o lo que corno consigan de China, del FMI o de los BRICS, el gobierno podrá agarrar los dólares que valen 500 mangos y vendérselos a sus generosos aportantes al valor oficial de 240, así recuperan la inversión con alguna módica ganancia. De hecho, eso es lo que viene haciendo el gobierno desde hace cuatro años. Autos, telas, componentes, todo se importa a 240 y se vende adentro a 500. Hasta jets privados se compraron con dólares entregados al valor oficial por Alberto y Cristina o mejor dicho por Cristina y Alberto, así no hay problemas de cartel.

Alejandro Boresztein 04/06/23

La unica explicacion para realizar esta maniobra economica, es la de dilatar unos meses la inevitable devaluacion de la moneda nacional. Claramente una medida de tipo electoral.

Si te gustó o te quedo alguna duda deja tu inquietud en la casilla de comentarios.

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Posts Relacionados