Que es el costo de oportunidad?

Compartir con...

El costo de oportunidad es el valor de aquello que ha de sacrificarse (en términos de dinero y disfrute) para poder adoptar una determinada decisión. El es precio de las oportunidades perdidas.

Al saber con precisión qué obtenemos y a qué renunciamos, deberíamos ser capaces de tomar decisiones más racionales y mejor informadas.

Por más ricos e influyentes que seamos, nunca tendremos tiempo suficiente a lo largo del día para hacer todo lo que queramos. La economía se ocupa de este problema a través de la noción de costo de oportunidad, que sencillamente plantea la cuestión de si nuestro tiempo o dinero estarían mejor invertidos en otro lugar.

El costo de oportunidad y el tiempo

que es el costo de oportunidad
Una decisión anula otras alternativas

Cada hora de nuestro tiempo tiene un valor. Probablemente el tiempo sea nuestro bien más valioso.

Cada hora que dedicamos a un empleo dado podría, con cierta facilidad, utilizarse de forma diferente, ya sea en otro trabajo, en dormir o en ver una película.

Cada una de estas opciones tiene un costo de oportunidad diferente, a saber, lo que nos cuestan en oportunidades perdidas.

El inconveniente más importante es como darle valor a este sacrificio económico.

Ejemplos de costo de oportunidad


Supongamos que queremos ver un partido de fútbol. La primera posibilidad es ir al campo, pero las entradas son caras e ir y volver del estadio nos tomará un par de horas de mucho tráfico.

¿Por qué no mejor, podríamos razonar, lo vemos en casa y usamos el dinero y el tiempo que ahorramos en cenar con unos amigos?

Eso es el coste de oportunidad: el uso alternativo de nuestro tiempo y dinero.

«El coste de algo es aquello a lo que se renuncia para conseguirlo.»

Greg Mankiw, profesor de economía de Harvard

Considérese la regla económica más famosa de todas: no existen comidas gratis. Incluso cuando alguien se ofrece a invitarnos a comer por nada, sin esperar que le devolvamos el favor o que conversemos durante la comida, el almuerzo nunca será completamente gratuito.

El tiempo que se pase en el restaurante siempre nos costará algo en términos de las oportunidades que dejamos pasar.

Algunas personas encuentran la noción del coste de oportunidad sumamente deprimente, y la idea de pasarse toda la vida calculando si su tiempo estaría mejor empleado haciendo algo más rentable o más divertido les resulta insoportable. No obstante, en cierto sentido se trata de algo que forma parte de la naturaleza humana: todo el tiempo estamos valorando los pros y los contras de nuestras decisiones.

Costo de oportunidad de un Proyecto

Cuando analizo un proyecto de inversión, uno de los elementos a tener en cuenta para la evaluación de un proyecto es determinar la tasa de corte para el calculo del VAN o la TIR.

Esta tasa de corte es el costo de oportunidad, el cual puede ser, de acuerdo a las características de la empresa o del proyecto:

Se podrá optar entre:

  • la tasa de interés de las Leliq
  • rentabilidad promedio de la empresa
  • tasa CER, ajustada por inflación
  • tasa de un plazo fijo en pesos – en el caso de un inversor más conservador –

Si te gustó o te quedo alguna duda deja tu inquietud en la casilla de comentarios.

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Posts Relacionados